Tu cesta está actualmente vacía.

     Siguenos en  icono-facebook
  • images/stories/banners-senos-perfectos/banner-senos-perfectos.jpg
  • images/stories/banners-senos-perfectos/banner-senos-perfectos2.jpg

 

 

 


Lo primero que hay que considerar es que los senos perfectos son aquellos que gozan de buena salud en general. Por lo que una cirugía plástica podrá mejorar el aspecto estético de los senos, pero no su salud.

Lo segundo es el aspecto estético de los senos, que también puede ser un signo de salud. Los senos para ser bellos deben de armonizar con el resto de las proporciones del cuerpo de cada mujer por individual. Aunque no existe un criterio unificado sobre la estética humana, que hoy en día se sabe que es una cuestión de gustos personales y culturales, existe algunos criterios establecidos según la zona geográfica.

 

En la cultura europea normalmente se considera que el pecho perfecto es firme, lleno, de volumen medio tirando a grande, con una piel suave, bonita y tersa. En los países americanos el gusto por los senos es de grandes a muy grandes mientras que en los países asiático unos pechos medio grande son suficientes. No hay una norma fija y es por esta razón que cada mujer tiene que saber cuál es su pecho ideal en función a su contextura física.

 

En cualquiera de los casos parece que los pechos pequeños gustan a una minoría y esto se debe a un asunto natural. Las mujeres nacen con los pechos prácticamente planos y es durante el desarrollo cuando comienzan a crecer. Es por esto que la idea de más siempre es la que prevalece para casi cualquier gusto cultural o individual.

 

Es muy normal que existan diferencias entre los dos senos, en muchos casos el seno derecho es menor que el izquierdo, aunque exista esta diferencia, lo normal es que no sea visible a simple vista.

 

Los factores que influyen en el tamaño de los senos suelen ser:

 

1. FACTORES GENÉTICOS: es uno de los factores más determinantes de la forma y del tamaño del pecho en la mujer.

 

2. EL PASO DEL TIEMPO: los pechos están sometidos a la  presión que ejerce la fuerza de gravedad. Estos irán perdiendo firmeza progresivamente con el transcurrir de los años. Este proceso se puede ralentizar con un buen cuidado, con trucos y productos específicos para tal fin.

 

3. HABITOS: otros aspectos muy influyentes son la alimentación, el uso y el tipo de sujetador, el ejercicio físico y mantener una vida equilibrada.


4. EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA: durante los meses de embarazo y lactancia los pechos van a sufrir varios cambios repentinos, que pueden cambiar el aspecto de los senos antes, durante y después del embarazo.

 

5. ENFERMEDADES: algunas enfermedades pueden afectar al pecho directamente causando cambios tanto en el tamaño como en la forma de estos.

 

6. PERDIDA Y AUMENTO REPENTINO DE PESO: la pérdida y aumento de pecho repentinamente o en intervalos relativamente cortos de tiempo pueden afectar a la firmeza de los mismos, provocando la aparición de estrías.

 

7. UNA POSICIÓN INCORRECTA DE LOS HOMBROS Y LA ESPALDA: una postura o posición incorrecta puede provocar que el pecho cuelgue y tienda a caerse.

 



Hoy en día es posible el aumento de los senos sin cirugía. Un ejemplo práctico es el aumento de los senos que se aprecia en las mujeres que utilizan píldoras anticonceptivas o cuando una mujer se queda embarazada. Estos dos casos demuestran que hay un mecanismo fisiológico que puede provocar el aumento  de los senos de forma natural. Hilefarma +Bust activa dicho proceso sin efectos secundarios, sin ingredientes artificiales o nocivos y sin aumento de peso.
No se resigne, puede aumentar sus pechos sin cirugía, evitando pasar por el quirófano e insertar una prótesis, arriesgandose a la anestesia y otros riesgos asociados a la cirugía.

Piense en que Hilefarma +Bust es mucho más económico y no tiene riesgos para su salud.

Todos los derechos reservados a Hilefarma.